“Mujer bonita” a 30 años de estreno sigue “hechizando”

Escrito por el 24 marzo, 2020

Tras tres décadas desde su estreno, “Mujer Bonita” se ha convertido un clásico de las películas románticas. Julia Roberts y Richard Gere fueron los encargados de “hechizar” al público con su magnífica actuación; el carisma que tenían en pantalla era innegable y durante el rodaje de esta cinta dirigida por Gary Marshall, fue notable la gran conexión que ambos actores tenían.

El amor retratado en la gran pantalla entre “Vivian” y “Edward” ha trascendido por treinta años y estos son algunos datos curiosos de “Mujer bonita”:

1. Una experiencia de película
Durante una de las escenas, “Edward” lleva a “Vivian” a su lujosa habitación de hotel, con una grandiosa vista de Beverly Hills y un servicio a la habitación con la posibilidad de pedir cualquier cosa que te podrías imaginar; si lo deseas, puedes vivir ese momento en carne propia, ya que el hotel donde se filmó gran parte de la película tiene disponible un servicio llamado “Mujer Bonita por un día”. Como parte de esta experiencia, te ofrecen una cena romántica, el uso de un auto Mercedes Sedan y un recorrido por las calles abarrotadas de tiendas de ropa, por donde el personaje de Roberts se encaminó para comprar su nuevo guardarropa.

2. Un caballero talentoso
No es una mentira que hasta el mejor actor o actriz de vez en cuando utilice algún doble para escenas de riesgo, números musicales o la ejecución de un instrumento musical; Richard Gere es conocido por su gran habilidad como actor, pero sus habilidades musicales no habían sido examinadas con anterioridad, sin embargo, eran requeridas para esta película y vaya sorpresa que se llevó más de uno cuando, durante la escena donde “Edward” toca con gran destreza y gracia el piano, el actor lo hacía realmente, sin necesidad de un suplente. Además de esto, el actor ejecutó con maestría esta pieza, que fue compuesta por él mismo para la película.

3. Un guiño en el teatro
Cuando “Edward” lleva a “Vivian” al teatro, la obra que están a punto de ver se titula “La Extraviada”, una ópera italiana estrenada en 1853, basada en “La dama de las camelias”, de Alexandre Dumas hijo. Aunque parece un detalle insignificante, no debe pasarse desapercibido, ya que cuenta la historia de una joven cortesana que se enamora profundamente de un hombre rico. Cualquier parecido con la realidad de “Vivian”, es mera coincidencia. ¿Verdad?
Aunque Christopher Reeve y Al Pacino fueron los candidatos para interpretar a “Edward” y en el caso de “Vivian”, Molly Ringwald y Meg Ryan, sin duda, esta historia de amor no sería la misma sin Richard Gere y Julia Roberts como los protagonistas.

La película de Gary Marshall cumple 30 años desde su gran lanzamiento y hasta la fecha, sigue siendo una de las favoritas de los románticos empedernidos.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *